Tarifas de Luz

El consumo eléctrico se nos informa a través de unas tarifas luz que en ocasiones, nos dan algún que otro disgusto. Ya que los precios también puede variar y siempre es a lo alto. Suben los impuestos y con ellos uno de los recursos más importantes que tenemos hoy en día en nuestro hogar y nuestra vida. Debemos buscar y comparar siempre esos precios y compañías hasta dar con la que más nos conviene.

¿Cómo ahorro en la factura de luz?

Quizás no es algo sencillo de hacer, porque ahorrar en la tarifa de la luz puede darnos muchos quebraderos de cabeza. Pero siempre hay una serie de consejos o pasos que podemos llevar a cabo:

 

  • Siempre que no usemos un electrodoméstico, debemos desconectarlo.
  • Debemos aprovechar siempre la luz del sol, antes de encender las bombillas.
  • Si usas el aire acondicionado, debes apagarlo una hora antes de salir de casa, aproximadamente.
  • Puedes reducir los kilovatios de luz con el fin de ahorrarte un poco más.
  • Sin duda, el cambiar de tarifas luz es otro de los pasos imprescindibles. Para ello debemos hacer una comparativa de las compañías y de lo que nos ofrecen.

Discriminación horaria, ¿de qué se trata?

La llamada tarifa de discriminación horaria es la tarifa que pagamos con precios diferentes según la parte del día. Antes se le conocía como la tarifa nocturna, lo que la oferta de luz era más que evidente, reduciendo el precio por la noche. Para que se nos quede claro, con una tarifa básica o normal pagaremos lo mismo las 24 horas de cada día.

 

Pero si hablamos de discriminación horaria, entonces tendremos una franja diaria en la que el precio se reduce al 50%. Pero hay que recordar que suele haber otras horas en las que dicho precio se dispara y sería más elevado en un 20%. Aunque esto es perfecto para ajustarlo a las necesidades de cada familia y del consumo eléctrico que tengan. ¿Quién puede contratar este tipo de opción?, quien tenga una potencia menor de 15 Kwh.

Compañias de luz

Cómo calcular el consumo eléctrico de una casa

Hay que mencionar que no es algo concreto y exacto. Porque como bien sabemos no todos los meses vamos a tener el mismo consumo eléctrico, lo que se va a ver reflejado en las tarifas luz. Para hacerlo sencillo, relativamente, podemos medir la potencia de cada aparato eléctrico que tengamos en casa y sumarlo al tiempo que están conectados. Aunque por otro lado, también te puedes hacer con un medidor para estos casos.

 

Para hacernos una idea hay una serie de promedios que no está de más conocerlos:

  • La televisión si está unas 8 horas encendida cada día, supone unas 240 horas al mes y 37,40 Kwh de consumo.
  • La vitrocerámica si la usamos un par de horas cada día, al mes serían unas 60 horas y 72 Kwh en su consumo.
  • El microondas con tres horas al día suponen 90 horas al mes y un consumo de 108 Kwh.
  • La luz con tenerla unas 6 horas al día, llegamos a hablar de 180 al mes y 43,2 Kwh.
  • Una hora al día de lavadora supone 30 horas al mes y un consumo eléctrico de 9,9 Kwh.

 

El precio de la luz

 

De nuevo hablamos de que puede variar en función de las compañías, así como de las tarifas luz que tengamos contratadas en las diferentes compañías. Se habla de tener un contador inteligente que sería integrado en la red para saber a ciencia cierta lo que pagamos realmente por cada hora.

 

Tanto si tienes una tarifa plana o bien una tarifa fija, entonces la compañía te va a cobrar por lo que tienes establecido en tu contrato y no por las diferentes horas. En la ‘Red eléctrica de España’ puedes ver el precio y en tiempo real. Se ha comprobado que cuando un año es altamente lluvioso o ventoso, el precio de la energía se reduce, comparándolo con otro año que sea más seco. Aún así, es cierto que el precio de la luz suele ser bastante variable.